La web semántica en el entorno educativo: Ventajas y desventajas

La Web Semántica, dotada de significado, ayuda en gran medida a mejorar la organización y el acceso a la información. Las ontologías, como están mejor estructuradas a nivel semántico, facilitan la comunicación a través de la web. Esto corrobora lo dicho anteriormente, sobre la facilidad y reducción de tiempo en la búsqueda de información.

Dentro del entorno educativo se pueden aprovechar estas propiedades que contribuyen al sondeo y la investigación en el proceso de aprendizaje, ya que se pueden realizar proyectos de desarrollo de ontologías estructuradas, que fomenten el desarrollo de actividades colaborativas y crear repositorios para mejorar y actualizar las bibliotecas virtuales de las instituciones. Desarrollar sistemas de programación más avanzada o software educativos que filtren la información de tal forma que el usuario encuentre lo que en realidad está buscando en la web. Como lo enuncian Arroyo, Castro y Peley “…se considera que una posibilidad en la aplicación del potencial de la Web Semántica en el área educativa se centraría en el desarrollo de metaprogramas o metasistemas de información”. (p.124).

Y así mismo los autores concluyen “Esto significa que con este nuevo concepto de Web, el desarrollo de sistemas tutoriales puede transformarse en el diseño y programación de agentes inteligentes y servicios web semánticos que, interactuando de forma autónoma entre ellos, y una vez indicado los parámetros iniciales solicitado por el usuario, se encargarían de ubicar la información requerida, transformarla en conocimiento accesible y presentable al usuario, y finalmente, producir evaluaciones personalizadas sobre el tema, si así se desea”. (Arroyo et al.,2008).

Dentro de los inconvenientes para trabajar con la web semántica, encontramos que el cambio de la web sintáctica a la web semántica requiere mucho trabajo y dedicación, en esto coincide Márquez, S. (2007) “Crear y poblar ontologías supone un esfuerzo extra que puede resultar tedioso cuando se agregan nuevos contenidos, pero directamente prohibitivo por lo que respecta a integrar los miles de gigabytes de contenidos antiguos” (p. 59). Además, se requiere de uniformidad, ya que los términos a utilizar deben ser desarrollados por las comunidades de interés y que sigan a cabalidad los parámetros establecidos y necesarios para la construcción de las ontologías. “…cada parte del sistema conlleva peculiaridades necesarias, y un punto de vista propio que a menudo necesitan coincidir en la propia ontología. La representación del mundo no es neutra respecto al uso que se le va a dar”. (Márquez. 2007)

Arroyo, E. Castro, E. y Peley, R. (2008) La educación y la web semántica. Recuperado de: http://www.redalyc.org/articulo.oa?id=78470107#

Márquez, S. (2007) La web semántica. Recuperado de: http://www.google.com.co/books?id=afuncWknStoC&printsec=frontcover&hl=es&redir_esc=y#v=onepage&q&f=false

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s